Las chinches están activas durante la noche; durante el día, el parásito sanguinario se oculta. Esté atento, especialmente cuando las chinches están durmiendo. Tómese el trabajo de revisar sus posibles escondites para detectar indicios de la plaga.

En estos lugares se esconden preferentemente los parásitos:

  • Cualquier tipo de hendiduras, grietas, arcos y ranuras de muebles (de madera), espejos, cuadros y rodapiés.
  • Marcos de puertas y ventanas.
  • Estructuras de cama (incluidas sus patas), colchones, tapices de pared, decoraciones, equipaje.
  • Enchufes, llaves de luz, lámparas, cortinados y marcos de madera de cualquier tipo.
  • Techos estucados, molduras decorativas, zócalos y celosías.

Si pasa la noche fuera de casa y constata o tiene la mínima sospecha de la existencia de chinches, no lo dude e informe de inmediato a la administración del hotel. Cualquier establecimiento le agradecerá por esta fundamental advertencia y reaccionará con las medidas de control de las chinches que resulten adecuadas.

El ser humano viaja mucho y con gusto. Esto mismo puede ser un problema en términos de diseminación de los parásitos. Las chinches se ocultan en el equipaje y, de este modo, inconscientemente se convierten en «regalitos» desagradables.

Asimismo, la compra de antigüedades o muebles y alfombras usados o las gangas de las tiendas de segunda mano son posibles fuentes de peligro de transporte de chinches a su casa o residencia.

Otras posibilidades de cómo pueden llegar los parásitos a su casa son los techados en los que anidan aves (palomas), los nidos de pájaros en la casa o las tuberías de servicios públicos.

El parásito se multiplica muy rápidamente, por lo que las primeras medidas que la persona adopte (por ejemplo, colocar rodapiés o burletes en ventanas o sacudir o limpiar las partes o los objetos afectados) de ninguna manera son suficientes para controlar la plaga.

Aunque las chinches se extienden cada vez más, es posible tomar medidas para evitar que la plaga afecte su casa.

En su próximo viaje por vacaciones o trabajo, observe lo siguiente:

  • No deje su equipaje (maleta, mochila, bolso, bolso de mano) cerca de la cama del hotel; es ahí donde se ocultan las chinches en búsqueda de alimento, porque estos están en contacto directo con los seres humanos. Su camino hasta ocultarse en los forros, los pliegues, los compartimientos y los bolsillos del equipaje es corto.
  • Guarde el equipaje en lugares cerrados: así dificultará el acceso para las chinches.
  • Si se aloja por pocos días, guarde la ropa para lavar sin envolver en la maleta cerrada.
  • Controle que no haya grietas y hendiduras en la mesa de luz al lado de la cabecera de la cama: aquí se encontrarán más frecuentemente las chinches que en la cama o en el colchón. El cambio frecuente de sábanas molesta a las chinches y, por ese motivo, se mudan a las cabecera de la cama, cerca de su huésped.
  • Las chinches prefieren los escondites en la madera. Si hay muebles de madera en la habitación del hotel, revíselos sin falta para detectar una posible plaga.
  • Controle las sábanas del hotel para detectar posibles indicios de excrementos y manchas de sangre (manchas de color rojo oscuro)
  • Eche un vistazo a las paredes de la habitación, detrás de los cuadros y espejos, las alfombras y el techo: a menudo las chinches trepan por las paredes hasta el techo y se arrojan sobre su víctima.
  • Cuando regrese a casa, nunca coloque su equipaje en el dormitorio.
  • Limpie el interior y el exterior del equipaje, incluido su bolso, con un paño húmedo.
  • No deje la ropa para lavar sucia en el cuarto de baño; lave la ropa sucia que haya traído del viaje de inmediato, y con agua lo más caliente posible.

En todos los lugares en los que los seres humanos se alojan y trasladan pueden ocultarse las chinches en búsqueda de huéspedes. Durante todo el año. Independientemente de las estaciones. En todo el mundo.

Nada ni nadie está salvo.

  • Alojamientos (hoteles, pensionados, albergues para la juventud, residencias/apartamentos de vacaciones, moteles, hostels, etcétera)
  • Medios de transporte, como ómnibus, trenes, aviones, cruceros
  • Alojamientos (para estudiantes), hospitales, residencias para ancianos, jardines de infantes, internados
  • Controle grietas, hendiduras, marcos y los asientos tapizados de los muebles usados, especialmente los muebles de madera, para detectar una posible plaga.
  • En los sillones y sofás, inspeccione especialmente los marcos de los muebles.
  • Lave la ropa usada inmediatamente después de comprarla, incluso antes de usarla por primera vez, con agua lo más caliente posible.

Los insectos hematófagos, como las chinches, se alimentan con sangre. Los atrae el CO2 de la exhalación humana y el calor del cuerpo de los seres humanos durante la noche. Las investigaciones han demostrado que las chinches perciben su objetivo a una distancia de al menos 40 cm y se lanzan en búsqueda de su fuente de alimentos. Por ese motivo, el dormitorio es la tierra ideal para las chinches.

Aunque no se ha comprobado que las chinches transmitan enfermedades con sus picaduras, estas tienen efectos muy negativos para la salud de los seres humanos. Una plaga intensa durante un período prolongado puede causar anemia en casos aislados.

Rasgos típicos y efectos perjudiciales para la salud

  • Prurito extremo en el lugar de la picadura
  • Reacciones cutáneas complejas, como exantema ampolloso, pápulas que causan prurito (papulación) o eritema superficial con hinchazón parcial e intensa (urticación)
  • Sobreinfección y eccema infectado por rascarse con intensidad
  • Malestar generalizado, en ciertas circunstancias, con fiebre, náuseas e insomnio asociados
  • Reacciones alérgicas, incluso choque anafiláctico, para las personas con hipersensibilidad generalizada a las picaduras de insectos o en caso de plagas muy intensas (muchas picaduras)
Privatsphäreeinstellungen
Bei der Benutzung dieser Webseite können Informationen über den Browser von bestimmten Services gespeichert werden – in der Regel in der Form von Cookies. Hier können Sie die Einstellungen bezüglich dieser Webseite verändern. Beachten Sie: Das Deaktivieren mancher Einstellungen kann die Funktionalität und das Aussehen der Seite beeinträchtigen.